Charlie McCarthey, ventrílocuo que usaba cadáver de niño como muñeco.jpg
Crédito: Youtube Dani-Evil Mathers
26 octubre 2022
Andrea Vega Warnholtz
Viral y Tendencia

Ventrílocuo usaba el cadáver de un niño real como muñeco

El caso del ventrílocuo que usaba el cadáver de un niño como muñeco, conmocionó a todos en Estados Unidos, pues se trataba de un ventrílocuo muy famoso.

Charlie McCarthy, conocido como el ventrílocuo que usaba el cadáver de un niño como muñeco, un secreto que se llevó a la tumba, pues hasta la fecha se desconoce cómo es que lo hizo.

Charlie McCarthy fue un famoso ventrílocuo de los años 1920, un ventrílocuo es la persona que modifica su voz para imitar la de otro objeto, usualmente haciendo uso de un muñeco.

La fama de Charlie fue en gran parte gracias a su muñeco, el niño Edgar, quien llamaba la atención por tener una complexión más llena que un muñeco normal, además, del gran tamaño que tenía, pues realmente parecía un niño de unos 8 años.

Los ojos de Edgar eran sumamente profundos y oscuros, muchos aseguran que su mirada tenía una expresión de tristeza o maldad, además de que Charlie era un excelente ventrilocuista, pues nunca se notaba el movimiento en sus labios.

Incluso en aquellos años, la gente creía que Charlie utilizaba algún tipo de brujería para hacer que Edgar hablara, pues era demasiado realista, además de que Charlie no dejaba que nadie se acercara a su muñeco.

El ventrílocuo solía tener mucho cuidado con quienes estuvieran cerca de su muñeco, pues no le gustaba que la gente quisiera tocarlo, él era el único que lo sacaba, lo tocaba y lo guardaba, absolutamente nadie más podía hacerlo.

VIDEO: Más de 200 migrantes venezolanos realizaron motín en Tijuana

El macabro descubrimiento

Una noche, varios trabajadores tocaron en el camerino de Charlie McCarthy, pues tenían que decirle que el lugar ya iba a cerrar, sin embargo, por más que tocaron él no respondía.

Por lo que terminaron hablando a la policía para que abrieran el camerino a la fuerza, cuando abrieron se encontraron con Charlie muerto, tendido en el suelo y con el cuello destrozado.

Lo primero que pensaron las autoridades, fue que se habían querido robar el muñeco y fue por eso que lo asesinaron, por lo que se concentraron en encontrar al niño Edgar.

Al revisar la caja del muñeco, se dieron cuenta de que ahí seguía, Edgar estaba boca arriba, con su usual mirada aterradora, lo que asustó mucho a los policías, pero tuvieron que tocarlo para hacer los peritajes correspondientes.

Una vez que revisaron bien al muñeco, se dieron cuenta de que Edgar no era un muñeco, sino el cadáver de un niño.

En sus dedos tenía huellas dactilares y su rostro estaba cubierto con una máscara de látex, para ocultar la palidez de su piel.

Hasta la fecha no se sabe cómo fue que Charlie McCarthy murió y tampoco cómo es que logró conservar el cadáver en tan buenas condiciones, cómo evitó el olor y que estuviera en estado de putrefacción.

Charlie se llevó todos esos secretos a la tumba, así como la identidad del niño y si fue asesinado por el mismo ventrílocuo.

También existe la teoría de que el niño era el hijo de Charlie y que para enfrentar su pérdida, le dio una “segunda vida” y se convirtió en su muñeco para dar el show.

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Baja California en Google News!
Contenido relacionado
×